Belleza

18 crímenes contra el maquillaje que todas hemos cometido..


1. Depilarte tanto las cejas que al final parecen dos espermatozoides.

Depilarte tanto las cejas que al final parecen dos espermatozoides.

Esperamos que a estas alturas ya se hayan recuperado.

2. O afeitártelas por completo y dibujarte unas nuevas.

O afeitártelas por completo y dibujarte unas nuevas.

Christophe Simon / AFP / Getty Images

3. Llevar una base de maquillaje que no se corresponde PARA NADA con tu tipo de piel.

Frederick M. Brown / Getty Images

Florian Seefried / Getty Images

Y tratar de borrar desesperadamente la delatora línea de la barbilla.

Probablemente porque todo el mundo estaba obsesionado con esto y no era posible encontrarlo en tantos tonos.

Probablemente porque todo el mundo estaba obsesionado con esto y no era posible encontrarlo en tantos tonos.

4. Que se te vaya la mano con el bronceado artificial y el maquillaje bronceador.

Que se te vaya la mano con el bronceado artificial y el maquillaje bronceador.

Jeff Vespa / Getty

5. Toneladas de delineador alrededor de todo el ojo.

Toneladas de delineador alrededor de todo el ojo.

Y que una hora después se te difumine hacia toda la cara. Alerta mapache (mapaCHÉ-DOCUMENTASIÓN!).

6. O usar toneladas de lápiz de ojos en la línea inferior de tus pestañas.

O usar toneladas de lápiz de ojos en la línea inferior de tus pestañas.

Lo que te garantiza que se extienda por el resto de tu cara a lo largo del día.

7. Bañarte en purpurina.

Bañarte en purpurina.

David Klein / Getty Images

Que hace que tus sábanas obtengan ese agradable tacto arenoso cuando no te duchas antes de irte a dormir.

8. Experimentar con máscara en el pelo.

Experimentar con máscara en el pelo.

Scott Gries / Getty Images

Y no parecerse en nada a esto.

9. Cubrir tu pelo de purpurina.

Cubrir tu pelo de purpurina.

Jason Merritt / Getty Images

Antes de 2010 casi todo estaba cubierto de purpurina.

10. Usar mucho, pero mucho, MUCHO brillo de labios.

Usar mucho, pero mucho, MUCHO brillo de labios.

Y acabar comiéndotelo una hora después de puro pegajoso.

11. Comprar montones de brillos de labios caros que, una vez puestos, todos parecen del mismo color.

Comprar montones de brillos de labios caros que, una vez puestos, todos parecen del mismo color.

12. O usar un “voluminizador de labios” para conseguir los morritos perfectos.

O usar un "voluminizador de labios" para conseguir los morritos perfectos.

En realidad nunca funcionaba y sólo conseguías que tus labios escocieran un poco.

13. Usar corrector como barra de labios para hacer destacar tus ojos.

Usar corrector como barra de labios para hacer destacar tus ojos.

Probablemente con un poco de brillo transparente por encima.

14. Y acumular tanta máscara como fuera posible hasta que tus pestañas pareciesen arañas muertas.

Y acumular tanta máscara como fuera posible hasta que tus pestañas pareciesen arañas muertas.

Y luego dejar que se te desprendiera a trocitos por la cara durante todo el día.

15. Usar un delineador más oscuro que tu barra de labios.

Usar un delineador más oscuro que tu barra de labios.

Por motivos aún por descubrir.

16. Cubrir todo tu párpado con una sombra brillante muy pálida.

Cubrir todo tu párpado con una sombra brillante muy pálida.

Vince Bucci / Getty Images

Y parecer la hija secreta de Valentino, Donatella Versace y un alienígena.

17. Manicura francesa en uñas de punta cuadrada.

Manicura francesa en uñas de punta cuadrada.

O tratar de imitarlo con Tipp-ex cuando te aburrías en el colegio.

18. Y usar estas cosas o tus dedos para aplicarte cualquier tipo de maquillaje.

Y usar estas cosas o tus dedos para aplicarte cualquier tipo de maquillaje.

Sasimoto / Thinkstock

Gracias Dios, por traernos las brochas y los mezcladores.